RENUNCIA

La verdad es que lo único que existe es el amor. No existen los problemas, ni las limitaciones, ni el stress, ni la angustia, ni el sufrimiento. Todas ellas son ilusiones originadas por la mente tras resistir el presente, alejándote de tu esencia que es puro amor y paz. El camino más rápido que existe para volver es la aceptación, lo que se traduce como “el abandono conciente de la búsqueda y el esfuerzo”. Simplemente, tú te cansas de luchar y no ver resultados. Ya fueron demasiados años intentando ser feliz y encontrar la paz. Entonces llegas a un momento de total hastío y lo sueltas todo. Esto es lo que los antiguos yoguis practicaban: la renuncia. Ellos habían renunciado al mundo porque sabían que la dicha estaba dentro. Tú simplemente, porque comprendes que a través del esfuerzo y el sacrificio no has conseguido ni la paz, ni la abundancia, ni la felicidad que buscas, renuncias y aceptas las cosas tal como son. Al aceptarlas haces un cambio radical de conciencia y elevas tu frecuencia vibratoria, pues te liberas de todas las emociones y pensamientos negativos que derivaban del continuo estado de lucha para cambiar tu realidad y tu permanente oposición al fluir natural de la vida. Entonces ocurre el milagro: comienzas a ser feliz y encuentras la paz. Y debido a este gran cambio interior, las cosas en tu vida también comienzan a cambiar a la velocidad de la luz y antes que te des cuenta, ya está todo solucionado.

Lic. Fernán Makaroff

1 Comentario
  1. Federico Zegarra Velit 2 años

    Gracias por compartir tu sabiduría para aconsejarcomo mantener una correcta alineación

Responder a Federico Zegarra Velit Haga clic aquí para cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

CONTACTANOS

Envie un correo electrónico y nos pondremos en contacto con usted, lo antes posible.

Enviando

Diseño y programación: Mystra marketing digital

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?